Los archivos como fuente de memoria, evidencias y patrimonio documental

Mercedes de Vega
Archivo General de la Nación

Varias satisfacciones representan para la Asociación Latinoamericana de Archivos (ALA) y el Archivo General de la Nación (AGN) de México, haber convocado a la comunidad archivística mundial a la Conferencia del Consejo Internacional de Archivos –ICA por sus siglas en inglés–, que se llevó a cabo en Ciudad de México del 27 al 29 de noviembre de 2017, bajo el título Archivos, Ciudadanía e Interculturalismo. Entre éstas, podemos destacar el hecho significativo de que fue la primera vez que la Conferencia ALA-ICA se realizó en una ciudad de Latinoamérica, lo que permitió el acercamiento entre profesionales de archivo de todo el orbe y un intercambio más efectivo de ideas, experiencias, logros y malestares, con la motivación de cambios necesarios en las políticas archivísticas de nuestros países y la atención para mejorar el aprovechamiento de su patrimonio documental.

A la par, ALA y el AGN consideraron que la temática de la conferencia tenía que ser tanto interesante como ambiciosa, habida cuenta de los desafíos que hoy deben enfrentar los países, trátese de sistemas de gobierno, de una legislación archivística actualizada, del mayor o menor rezago en materia de capacitación, de un aprovechamiento acertado de las tecnologías, de equilibrar la relación con los medios de difusión masiva, de las crecientes demandas de una ciudadanía sobresaturada de datos, aunque sin información veraz, o de la necesidad de profesionalizar y posicionar la actividad archivística. Ante una globalización asimétrica, que pretende anteponer mercados y consumo al respeto a las diferencias, la Conferencia ALA-ICA no podía dejar de lado el tema de la interculturalidad, entendida como la comunicación e interacción entre personas y grupos con identidades culturales distintas, sin que las ideas y acciones de unos estén por encima de otros, sino que favorezcan el diálogo respetuoso, la concertación y la convivencia enriquecida entre culturas diferentes y con identidad propia.

El tema de la Conferencia, Archivos, ciudadanía e interculturalidad, ha impulsado intercambios importantes y una reflexión sobre los desafíos que enfrentan los gobiernos, las empresas y la sociedad civil. Cada vez más, vemos que la gestión de los archivos como fuente de memoria, evidencias y patrimonio documental tiene un profundo impacto en los derechos humanos, en el acceso a la información, en la protección de datos personales y en las industrias creativas.

Esta conferencia puso la discusión en torno a los archivos en un nivel muy alto, algo que no había ocurrido antes en México. Contamos con la participación de 560 asistentes provenientes de más de 70 países de los cinco continentes, entre ellos 202 especialistas, quienes se presentaron en 45 paneles, ocho talleres y seis conferencias magistrales, todos ellos con un amplio nivel de conocimiento que, desde múltiples aristas, amplió el abanico de significados del archivo en la actividad humana.

Numerosos temas quedan abiertos al análisis, la discusión y el debate como la preservación digital, un desafío que exige trabajo multidisciplinario y la participación de los fabricantes de tecnología.

Agradezco a la comunidad archivística internacional y a las de México y el resto de Latinoamérica, y les exhorto a consultar la Declaración de la Ciudad de México, segura de que la reflexión y el diálogo fructífero entre profesionales habrá de reencauzar, en el corto plazo, los rumbos del archivo y su cabal aprovechamiento en beneficio de los pueblos.

La doctora Mercedes de la Vega es presidenta de la Asociación Latinoamericana de Archivos y directora general del Archivo General de la Nación.

Share Button

De clic aquí para leer las Directrices y Criterios para los Archivos Privados en el SNA.